sábado, 2 de mayo de 2009

El Callejón del Chorro




FOTOS: Coralia Rivero

• Muchos de los que visitan la Plaza de la Catedral les llama la atención el callejón situado en una de sus cuatro esquinas. Allí podemos encontrar lo que constituyó la construcción más importante del siglo XVI, no solo por los recursos que en ella se invirtieron, sino por la importancia de abastecer de agua a la población.
La Villa de La Habana se encontraba en proceso de reedificación cuando fue saqueada e incendiada por piratas franceses en el año 1555. Por tal motivo, se demostró especial interés en construir la Zanja Real, canal abierto que conduciría, desde el río de la Chorrera, conocido en nuestros días como río Almenares, las aguas indispensables al interior de la villa, lo que luego fue el recinto amurallado. Además, tuvo el mérito de haber sido la primera obra de su tipo realizada por los españoles en el Nuevo Mundo.
Para costear tan costoso empeño, se le impuso a los navíos que arribaran al puerto, el impuesto llamado Sisa de Zanja, por Real Acuerdo en el año 1562.
Alrededor del 1587, el gobernador emprendió la tarea de construir un aljibe, captando un ojo o madre de aguas, que aún siglos después, serían empleadas en la primera Casa de Baños Públicos que se encuentra al lado de la Casa del marqués de Aguas Claras. Esta residencia de poco interés arquitectónico, fue retocada con detalles coloniales al ser restaurada la plaza y en ella se encuentra actualmente la Galería Víctor Manuel, donde se venden artesanías y obras de artistas plásticos cubanos de reconocido prestigio.
El canal se concluyó en 1592 y el segundo ramal del mismo fue a desembocar en el lugar que hoy conocemos como el Callejón del Chorro en la Plaza de la Ciénaga, hoy de la Catedral.
No obstante a todo lo anterior se supone que en este lugar se hicieran obras de desecación, relleno y pavimentación, para permitir que los vecinos de la ciudad se establecieran de manera definitiva.
Para conmemorar este acontecimiento, el Capitán General Juan de Tejeda mandó a colocar una lápida que se encuentra actualmente en la esquina de la Casa de Baños en el Callejón del Chorro, en ella podemos aún leer: “ESTA AGVA TRAXO EL MAESSE DE CAMPO JVAN DE TEXEDA ANNO DE 1592”, cuya traducción es la siguiente: “Esta agua la trajo el maestro de campo Juan de Tejeda en el año de 1592” •

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada